Martes 27 de Diciembre, 2022

Miles de peregrinos “retornaron” al Santuario de Andacollo

 


Para encomendarse a la “Chinita”, fieles de diversos rincones del mundo subieron hasta la Montaña Santa luego de cuatro años de ausencia.

Desde campos, mares y montañas, ciudades, campamentos y villorrios, peregrinaron hasta el Santuario “Nuestra Señora del Rosario” de Andacollo miles de personas para participar en el retorno a la normalidad de la tradicional Fiesta Grande y así renovarse en la fe, la esperanza y el amor.

Y es que desde el viernes 23 hasta este martes 27 de diciembre, tuvieron lugar los actos centrales de la festividad religiosa más importante de la Arquidiócesis de La Serena y una de las principales en el país y el continente.

Durante la mañana del lunes 26 –día en que se celebra a la patrona de la Arquidiócesis- el Arzobispo René Rebolledo Salinas presidió la Eucaristía Solemne, ocasión en la que igualmente se reabrió la Basílica Menor, conocida popularmente en el lugar como Templo Grande.

En su homilía el Arzobispo destacó: “Procuremos que el objeto y la finalidad de nuestra peregrinación, también nuestras actitudes ante Dios nuestro Padre se orienten a esta gran invitación: Admirarlo porque Él es grande y está siempre actuando. Él hizo maravillas en su hijo Jesucristo, en la Virgen santa y las hace también en nosotros, por su bondad y misericordia”.

Igualmente, agregó: “En la Virgen todo es gracia y bendición de Dios. Ella sabe reconocerlo. Y como es manifiesta su sencillez, su humildad, Dios actúa en Ella ‘Porque el Poderoso ha hecho grandes obras por mí, su nombre es santo. Su misericordia con sus fieles se extiende de generación en generación’”.

Concluye su mensaje destacando: “María, totalmente en las manos de Dios, admirando lo que Él hace en Ella, se dispone a su voluntad y a la obra de su Hijo Jesucristo. Ella lo acompaña desde su nacimiento y hasta la muerte en cruz, nunca al centro del plan de salvación, ni de la predicación de su Hijo, sino como una buena Madre, siempre dispuesta a escuchar, atender, socorrer a sus hijos que somos nosotros: ¡Ella es nuestra Madre! Es la Madre de los pobres y sencillos. Es la Madre de los que sufren y de los abandonados. Es la Madre de los que lloran y están desconsolados. Es la Madre de los abatidos y de los sin fuerza. Es la Madre de los que han perdido la ilusión y el deseo de vivir. Es la Madre de los emigrantes y extranjeros que anhelan un mejor porvenir para sus queridas familias. Es la Madre de los que luchan y afrontan con fortaleza los desafíos de cada día. Es la Madre de los mineros y de los que ganan el pan en el duro trabajo y las exigencias de cada día. Es la Madre de los que sufren atropellos a su dignidad y afrentas. Es la Madre de los hermanos de camino de su Hijo. ¡Ella es nuestra Madre!”.

Voces de Andacollo

Por la tarde se respiraba alegría en un ambiente de mucho fervor, especialmente porque con el correr de las horas, la plaza del pueblo se empezó a colmar de peregrinos que llegaban a participar de la solemne Procesión, situación inesperada por ser día laboral, pero que motivó aún más a aquellos que con ojos cansados, pero sonriendo con satisfacción, pasaron semanas preparando el esperado retorno de la Fiesta Grande: la gente de Andacollo.

Ivania Acuña, secretaria parroquial, integrante del Consejo Pastoral y una de las organizadoras de la Fiesta, manifestó su alegría indicando que “esperamos mucho tiempo para vivir nuestra tradición. Hemos conversado con muchas personas mayores que decían sentirse ansiosos por volver a sentir el sonido de los Bailes Chinos, que para ellos es de una alegría inmensa. Como andacollinos estamos felices y agradecidos de volver a vivir presencialmente nuestra fe”.

En tanto Kevin Alfaro, integrante del equipo organizador y miembro del coro del Santuario, con emoción sostuvo que “se siente la alegría de las personas y la devoción a María Santísima. Es maravilloso volver a vivir todo esto juntos como hermanos, reencontrarse con la Chinita y solicitar su protección, que fue vital especialmente durante los momentos más complicados de la pandemia”.

Finalmente Gina Videla, propietaria de Andacollo Señal 6 TV, canal local de televisión que durante los momentos más álgidos de la pandemia se comprometió con llevar a los hogares de todos los peregrinos no tan sólo las celebraciones principales, sino que también la Misa diaria, reflexionó el desafío que significó “retomar todo luego de tres años, donde hemos tenido aprendizajes increíbles que compartimos a los pies de nuestra Madre. Para nosotros ha sido un orgullo llevar la imagen de la Virgen por la pantalla y estamos agradecidos por la confianza del Santuario, por todo el período en que trabajamos colaborativamente. El desafío es continuar en esa senda, ya que sabemos que existe una necesidad grande de los fieles de conectarse con el Santuario de Andacollo. Hemos recibido durante estos días numerosas muestras de gratitud y testimonios que nos animan a continuar aportando con nuestro granito de arena”.

Galerias

    
Comunicaciones Arzobispado de La Serena - Los Carrera 450 - Casilla 613- La Serena
Teléfonos: 51 2 216817
E-mail: arzolaserena@gmail.com - laserena@episcopado.cl